recurso de reposicion

El recurso de reposición se emplea en casos de desacuerdo con una resolución emitida por la Administración Pública o la Hacienda. Es un recurso potestativo, lo que implica que el interesado no está obligado a presentarlo previamente a recurrir a la vía contenciosa administrativa.

Su función es impugnar una decisión administrativa que se considera legalmente incorrecta, con la intención de obtener su modificación. Este paso se lleva a cabo antes de iniciar cualquier acción judicial para impugnar la resolución en cuestión.

Podemos ayudarte.

En Ródenas Abogados somos abogados especialistas en derecho administrativo. Si necesitas un despacho con amplia experiencia en recursos de reposición, contacta con nosotros e infórmate sin compromiso. 

¿Qué es un recurso de reposición?

Un recurso de reposición es un acto administrativo potestativo utilizado para impugnar una resolución emitida por una Administración Pública o la Hacienda. Su finalidad es cuestionar la decisión del organismo al considerarla contraria a derecho.

Este recurso es denominado potestativo porque no es obligatorio presentarlo antes de recurrir al órgano judicial. Se trata de un procedimiento administrativo, por lo que se tramita en la sede administrativa y no en la judicial.

No se requiere la asistencia de un procurador o abogado para su presentación, aunque se recomienda buscar el asesoramiento de un abogado especializado en derecho administrativo para aumentar las posibilidades de que la reclamación sea aceptada.

La Ley del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas (LPACAP) establece los motivos de anulabilidad o nulidad en los artículos 47 y 48, sobre los cuales debe basarse el recurso de reposición.

Cuando se presenta este recurso potestativo, no se puede interponer simultáneamente el recurso contencioso administrativo. Es necesario esperar a que el recurso interpuesto sea desestimado por silencio administrativo o resuelto.

¿En qué casos se puede presentar un recurso de reposición?

Un recurso de reposición puede presentarse en los siguientes casos, según lo establecido en el artículo 123 de la Ley 39/2015:

  1. Pactos, convenios, contratos o acuerdos que pongan fin a un procedimiento administrativo.
  2. Resoluciones relacionadas con procesos alternativos o con recursos de alzada, así como con entes que no tengan un superior jerárquico.
  3. Resoluciones vinculadas a la responsabilidad patrimonial o a procedimientos complementarios relacionados con aspectos sancionadores.
  4. Cualquier otra resolución determinada por disposición reglamentaria o legal.
  5. Actos administrativos emitidos por órganos y miembros del Gobierno.
  6. Resoluciones emanadas de Ministros y Secretarios de Estado cuando ejerzan las competencias atribuidas a los órganos que dirigen.

Requisitos para interponer el recurso de reposición

Los requisitos necesarios para interponer el recurso de reposición son los siguientes:

  1. El recurso debe dirigirse contra un acto o resolución de trámite que ponga fin a la vía administrativa correspondiente.
  2. Debe presentarse dentro del plazo establecido por la ley para su interposición.
  3. El escrito mediante el cual se interpone el recurso debe contener toda la información y los datos requeridos según lo establecido por la normativa vigente.

¿Quién puede interponer recurso potestativo de reposición?

Las personas que pueden interponer un recurso potestativo de reposición están establecidos en el artículo 4 de la Ley 39/2015, y son los siguientes:

  1. Los titulares de intereses legítimos o derechos, ya sean individuales o colectivos, que se vean afectados por la resolución administrativa.
  2. Cualquier persona que resulte afectada por la resolución del proceso administrativo, incluso si no ha iniciado dicho proceso.
  3. Los titulares de intereses afectados por la resolución, siempre que se presenten al procedimiento antes de que se dicte una resolución definitiva.
  4. Las organizaciones y asociaciones que representen intereses sociales y económicos y actúen como titulares de intereses legítimos colectivos.
  5. La persona o heredero en la que nazca la responsabilidad e interés, en caso de que esta responsabilidad se deba a una relación jurídica transmisible.

Cuando el recurso sea presentado en nombre de una persona física o jurídica por otra persona, esta última deberá presentar los documentos que la autoricen para actuar como representante.

¿Dónde se presenta el recurso potestativo de reposición?

El recurso de reposición debe ser presentado dentro del plazo establecido y dirigido al mismo órgano que emitió la resolución administrativa impugnada, lo cual puede hacerse de manera presencial, por correo certificado o mediante una certificación digital. Además, puede ser presentado en:

  1. Los registros de la Administración General del Estado, las Entidades de la Administración Local o los órganos correspondientes de las Administraciones de las Comunidades Autónomas.
  2. El registro electrónico del organismo destinatario o de la Administración, así como en otros registros electrónicos de cualquier órgano administrativo perteneciente a la Administración General del Estado.
  3. Los registros electrónicos de las Administraciones de las Comunidades Autónomas y de las entidades de la Administración Local.

Es importante destacar que la presentación electrónica del recurso es obligatoria en ciertos casos, según lo establecido en el artículo 14.2 de la Ley 39/2015:

  • Cuando el interesado o su representante sea una persona jurídica.
  • Cuando el recurrente sea un profesional en ejercicio colegiado.
  • Cuando se trate de una entidad sin personalidad jurídica propia.

Además de los lugares mencionados, el recurso de reposición también puede presentarse en las oficinas consulares o representaciones diplomáticas de España en el extranjero, así como en las oficinas de asistencia en materia de registros y en las oficinas de Correos.

¿Cuál es el plazo para presentar el recurso de reposición?

El plazo para presentar el recurso de reposición varía según la naturaleza del acto administrativo:

  1. Acto expreso: Si la resolución es notificada de manera expresa, el plazo para interponer el recurso de reposición es de un mes a partir de la fecha de recepción de la notificación. Una vez transcurrido este período, solo podrá interponerse un recurso contencioso administrativo.
  2. Acto presunto: En el caso de actos presuntos, los interesados disponen de tres meses para interponer el recurso de reposición. Este plazo comienza a contar desde el día siguiente a la fecha en que se produce el acto presunto, según lo establecido en la normativa específica correspondiente. Un acto es considerado presunto cuando la Administración no responde dentro de un plazo determinado, lo que se conoce como silencio administrativo.

¿Qué debe incluir el recurso de reposición?

La solicitud de recurso debe contener la siguiente información:

  1. Datos de identificación del recurrente, incluyendo apellidos, nombres, Documento Nacional de Identidad, y en su caso, el Código de Identificación Fiscal o el Número de Identificación de Extranjero.
  2. Identificación del medio, fecha, lugar de expedición y firma del recurrente, así como indicación de un lugar para recibir notificaciones.
  3. Número de expediente del acto impugnado y los motivos de la impugnación.
  4. Datos del órgano administrativo, unidad o centro administrativo al que se dirige el recurso.

La solicitud debe ir acompañada de todas las pruebas que respalden la argumentación contra la Administración, así como cualquier otro documento considerado útil para la defensa de la posición presentada.

Es importante destacar que la interposición del recurso de reposición no implica la suspensión automática del acto recurrido, a menos que el órgano competente así lo solicite. Esta suspensión solo puede considerarse en casos de nulidad de pleno derecho o cuando la ejecución del acto pueda ocasionar daños y perjuicios difíciles de reparar.

¿Qué hacer cuando se desestima un recurso de reposición?

Cuando un recurso de reposición es desestimado, lo cual puede interpretarse como silencio administrativo si ha transcurrido el plazo máximo sin recibir respuesta, existen dos alternativas para impugnar la resolución:

  1. Recurso extraordinario de revisión: Esta opción solo es viable si se cumplen las circunstancias establecidas en el artículo 125 de la Ley del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas. Dichas circunstancias están relacionadas con la presencia de elementos falsos, delictivos o erróneos en la resolución del recurso inicial.
  2. Vía contencioso administrativa: Dado que la actuación de la Administración está sujeta a control judicial, siempre es posible acudir a los tribunales para impugnar sus resoluciones y actos.

¿Existe un Modelo Oficial para el Recurso de Reposición?

El modelo de recurso de reposición varía dependiendo del organismo al que esté dirigido. Es fundamental redactarlo de manera precisa, asegurándose de incluir todos los datos e información requerida.

La Agencia Tributaria ofrece a los usuarios un modelo de recurso de reposición que puede descargarse e imprimir. Este modelo simplemente requiere que se completen los datos solicitados antes de presentarlo en el organismo correspondiente.

Sin embargo, se recomienda encarecidamente contar con la asesoría y representación de Ródenas Abogados para elaborar y presentar el recurso. Esto asegura que el recurso esté redactado adecuadamente y aumenta las posibilidades de éxito en el proceso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Llámenos sin compromiso
Scroll al inicio