Qué es un Juicio Rápido por Alcoholemia

El juicio rápido por alcoholemia surje cuando el presunto infractor ha sido interceptado “in fraganti” conduciendo bajo la influencia del alcohol u otras sustancias prohibidas y la Policía le cita para comparecer de forma inmediata en el Juzgado de guardia más próximo.

Se aplica a todos aquellos conductores que después de someterse a las pruebas de alcoholemia por las Fuerzas y Cuerpo de Seguridad del Estado arroja una tasa de alcohol superior a 0.60 ml/gr por aire aspirado o  superior a 1.2 por litro de sangre.

¿En qué consisten las penas?

La instrucción de este tipo de delitos suele ser sencilla. Se desarrolla en el marco del juicio rápido por alcoholemia previsto en Lecrim. Además, existe la posibilidad de que se resuelva en el acto mediante una sentencia de conformidad, admitiendo en su totalidad la comisión del ilícito y así beneficiarse de la consiguiente reducción en 1/3 en la condena.

En el supuesto caso de que el conductor no esté de acuerdo con la comisión de los hechos de que se le acusan, el ministerio fiscal emitirá un escrito de acusación fijando una pena consistente con caracter general en una multa y la retirada del carnet.

De este escrito de acusación se le dará traslado a la defensa del conductor para presentar escrito de defensa dentro de los 5 días días. En el mismo acto el juez señalará un día para la vista en el juzgado de lo penal, a ser posible dentro de los 15 días siguientes.

Si el infractor hubiera causado daños personales o materiales a otros vehículos y el Juzgado instructor considere que se deben practicar más diligencias para el esclarecimiento de los hechos podrá trasnformar las diligencias urgentes en diligencias previas.

¿Podrían detenerme?

  • Cuando un conductor es sorprendido conduciendo bajos la influencia del alcohol y muestra signos inequívocos de embriaguez, las autoridades solicitarán al infractor someterse a las pruebas de alcoholemia. Si el etilómetro arroja una tasa superior a 0,60, el conductor podría llegar incluso a ser detenido, pero no es lo más habitual.
  • El detenido será puesto a disposición judicial en un plazo máximo de 72 horas.
  • En caso de detención se le informa al detenido de sus derechos y se le notificará en el acto una citación para la celebración del juicio rápido por alcoholemia.
  • Si se hubieran encontrado drogas en el lugar del accidente, las sustancias serán remitidas al instituto de medicina legal para su comprobación y análisis abriéndose los procedimientos penales oportunos.

¿Cuáles son las tasas máximas permitidas al volante?

En prime lugar hay que diferenciar entre el ilícito administrativo y el penal, cuando se trata de conducción bajo ingesta alcohólica.

Si no se superan los 0.60 mg/l en aire espirado se le impondrá una sanción administrativa, a menos que las bebidas alcohólicas ingeridas repercutan en las facultades psicofísicas necesarias para la conducción.

En este caso, aún dando una tasa inferior a 0,60 podría llegar a considerarse delito en los siguientes casos:

  • Saltarse discos en su fase roja.
  • Desoir las señales de los agentes policiales.
  • Conducir en zig-zag.
  • Abalanzarse violentamente contra los agentes policiales.
  • Habla pastosa.
  • Ojos rojos o vidriosos.
  • Accidente de tráfico con daños personales y materiales.

De superarse la tasa de 0,60 se considerará en todo caso como un delito contra la seguridad víal y se le citará para la celebración de un juicio rápido por alcoholemia en el día hábil más próximo a los hechos.

Sanciones administrativas según el tipo de conductor

1. Conductor nóvel

Se denomina a conductor novel a aquel que dispone de la carne de conducir por un tiempo inferior a los dos años.

Para este tipo de conductores las tasas varían de 0.15 si la prueba se realiza por aire espirado o de 0.30 gramos si la prueba se realiza por litro en sangre.

Si llegase a superarse alguna de estas dos medidas el conductor novel será sancionado con una multa de 500 euros además de perder cuatro puntos en el carné de conducir.

Si los exámenes realizados arrojan una tasa de entre 0.30 y 0.60 la sanción económica se dobla llegando a los 1000 euros y la retirada de 6 puntos.

2. Conductor profesional

Los conductores profesionales son aquellos que se dedican al transporte de viajeros o mercancías y la tasa permitida para este tipo de conductores va de 0.15 mg/l en la prueba de aire expiradoo0.3 gr/l en sangre.

Los conductores que operen con este tipo de vehículos y sean sancionados la multa será de 500 euros y se le quitaran 6 puntos.

Los conductores profesionales son aquellos con vehículos que reúnen alguna de estas características:

  • Los de mercancías que superan como peso máximo autorizado 3.500 kilos.
  • Aquello de servicio público, menores, escolar o de más de nueve plazas
  • Aquellos vehículos destinados al transporte de mercancías peligrosas.
  • Transportes especiales o de servicios de urgencia.
  • Los conductores que operen con este tipo de vehículos y sean sancionados la multa será de 500 euros y se le quitaran 6 puntos. 

3. Conductor no profesional

En el caso de este tipo de conductores que superasen los 0.60 mg/l en aire espirado o los 1.2 gr/l en sangre se consideraría ilícito penal y podría conllevar una pena de prisión de 3 a seis meses o una multa de seis a doce meses, además de la privación de condición de cualquier vehículo de motor de 1 a 3 años.

Durante el desarrollo del juicio rápido por alcoholemia con el reconocimiento del delito o de conformidad la pena podría verse rebajada en un tercio.

Este tipo de sanciones también se les aplicarían a aquellos conductores bajo los efectos de drogas toxicas o estupefacientes. Se le impondra una sanción de 1000 euros por esta razón.

Para cualquier duda, llámenos sin compromiso.

Estamos disponibles las 24 horas, los 365 días del año.

Qué es un Juicio Rápido por Alcoholemia
4.8 (96%) 10 vote[s]