Impugnación del alta médica - Requisitos

La impugnación del alta médica: ¿en qué casos se puede hacer?

La impugnación del alta médica es un proceso que realiza el trabajador cuando recibe el alta y no está esté en condiciones de reincorporarse a su puesto de trabajo. Debido a que sus lesiones o enfermedad o no se ha estabilizado lo suficiente para realizar las tareas propias de su puesto de trabajo.

El trabajador para hacer una reclamación debe conocer cuáles son los plazos y qué organismo está gestionando su baja médica. En caso de enfermedad el INSS o el servicio público de salud de la Comunidad Autónoma y en caso de accidentes laborales la mutua.

¿Cómo impugnar un alta médica?

Para impugnar un alta médica se necesitan los informes médicos que avalen la enfermedad o lesión. Para ello siempre es recomendable contar con los servicios de un abogado especialista en derecho laboral y seguridad social.

Es importante contar con un informe médico del estado de salud actual del médico de cabecera y del especialista. Esto será lo que permita comprobar ante el juzgado que aún requiere continuar de baja.

¿Cuáles son los requisitos para permanecer en situación de incapacidad temporal?

Para permanecer en situación de baja médica por incapacidad temporal se deben cumplir los siguientes requisitos:

  • El trabajador debe encontrarse imposibilitado para el desempeño de las tareas propias de su puesto de trabajo.
  • Estar recibiendo asistencia médica.
  • La situación de incapacidad debe tener un carácter presumiblemente temporal. El tiempo de duración máximo de la baja es de 365 días, puede prorrogarse por 180 días más pero sólo cuando se presuma que en ese tiempo el trabajador puede ser dado de alta médica porque su enfermedad o lesiones sanaron.

¿Qué es la reclamación previa a la impugnación del alta médica?

Cuando el trabajador recibe el alta médica, tiene un plazo de 10 días para impugnar, para ello debe presentar un escrito. El cual debe contener todos sus datos personales y adjuntar los informes médicos que fundamente la solicitud de seguir de baja.

Lo recomendable en esta situación es solicitar los servicios de un abogado especialista en el área, para que el procedimiento se haga correctamente. El profesional se encargará de completar el formulario impugnación alta médica y de presentarlo.

Cuando se presenta la reclamación previa impugnación alta médica se suspenden los efectos del alta. Esto significa que el trabajador sigue de baja y cobra la baja hasta que la solicitud se resuelva.

Si en la reclamación previa impugnación alta médica se confirma el alta, el trabajador tendrá que devolver lo percibido. Es decir la paga recibida durante los días desde que se presentó la impugnación hasta que se obtuvo la resolución. En caso de seguir de baja, el trabajador no tendrá que hacer nada más.

Cuando se confirma el alta, el trabajador tiene 20 días hábiles para presentar una demanda ante el Juzgado de lo Social de su domicilio. Para iniciar este proceso es obligatorio que el trabajador sea asistido por un abogado laboralista y de la Seguridad Social.

¿Cuál es el plazo del impugnación del alta médica?

Los plazos para la reclamación previa impugnación del alta médica van a depender del organismo que ha dado el alta, son los siguientes:

  • Cuando el alta es dada por la mutua, el plazo para la impugnación será de 10 días.
  • Cuando el alta sea dada por el servicio público de salud, el plazo para la impugnación será de 11 días.

En ambos casos el plazo son días hábiles, es decir, de lunes a viernes, no se cuentan los festivos.

Cuando el servicio público de salud y la mutua pasado ese plazo no contestan, se entiende que existe un silencio administrativo. En este caso el trabajador podrá demandar, debido a que se entiende que se niegan la baja.

Al recibir la resolución y el resultado es que sigue de alta, tendrá un plazo 30 días hábiles para reclamar a través de una demanda ante el Juzgado.

El procedimiento de impugnación del alta médica

El procedimiento de impugnación alta médica va a depender del organismo que ha emitido el alta y del tiempo de duración de la incapacidad temporal. La impugnación alta médica se encuentra regulada en el artículo 140 de la Ley Reguladora de la Jurisdicción social.

Los procedimientos de impugnación alta médica son los siguientes:

1. La impugnación del alta médica durante los primeros 365 días de baja

El procedimiento de impugnación alta médica que se le da al trabajador antes de que pase el año es normal y no tiene mayores complicaciones. Lo único que debe hacer es completar la reclamación previa impugnación alta médica en los plazos establecidos y esperar a la resolución.

2. Impugnación del alta médica de la Mutua

El organismo competente para emitir el alta en caso de que la baja laboral se deba a un accidente de trabajo o a una enfermedad profesional. Es la Mutua que colabora con la Seguridad Social.

Para este caso el requisito para impugnar judicialmente el alta es agotar la vía administrativa. Esto se hace a través del procedimiento de reclamación previa impugnación alta médica y se presenta ante el INSS.

El plazo para hacer la solicitud es de 10 días contados desde el día siguiente de recibida la notificación. Para este caso la impugnación suspende los efectos del alta, por lo que una vez presentada la reclamación el trabajador vuelve a estar de baja.

La Administración dicta la resolución donde puede mantener la situación de incapacidad temporal o confirma el alta médica emitida por la Mutua. En este último caso el trabajador tiene que devolver todas las retribuciones percibidas y se debe incorporar a su puesto de trabajo.

Pero si el INSS confirma el alta se pone fin a la vía administrativa, el trabajador podrá acudir a la vía judicial para la impugnación del alta médica. Para ello tiene un   plazo de 20 días hábiles contados a partir de recibida la notificación de la resolución.

3. Impugnación del alta médica del INSS, servicio público de salud o la seguridad social

El organismo competente para emitir el alta en caso de que la baja laboral se deba a una situación derivada de una contingencia común. Es el servicio público de salud o la seguridad social.

Para este caso también es necesario agotar la vía administrativa, a través de la interposición de la de reclamación previa impugnación alta médica. Este procedimiento se debe interponer ante el INSS en un plazo de los 11 días contados a partir de recibida la notificación de la resolución y se suspenden también los efectos del alta médica.

Cuando el INSS dicta la resolución confirmando el alta, sólo queda acudir a la vía judicial, a través del procedimiento impugnación alta médica. El plazo para iniciar este procedimiento también es de 20 días hábiles.

4. La impugnación pasados los 365 días

Es importante que el trabajador sepa que a partir de los 12 meses de baja, quien va a gestionar todo es el INSS. La mutua de trabajo ya no tendrá poder de decisión y el INSS será el organismo encargado de decidir si el trabajador sigue de baja pasado un año. También será el que emita el alta a partir de ese periodo, con un límite de 180 días.

Cuando pasan los 180 días, el organismo dará el alta al trabajador o él mismo iniciará un expediente de incapacidad permanente. Esto debido a que el trabajador no mejora y que no puede volver a trabajar, al menos desempeñando la misma labor.

4.1 Impugnación alta médica del INSS después de los 365 días de baja

Para este caso los plazos cambian y no es necesario presentar la reclamación previa impugnación alta médica, pero siempre es recomendable hacerlo. El plazo para realizar este procedimiento es de 4 días hábiles y el trabajador continuará de baja hasta que el INSS emita su resolución.

Cuando la resolución confirma el alta, el trabajador debe interponer una demanda en el plazo de 20 días hábiles. Los cuales comienzan a contar desde que recibe la notificación de la resolución.

4.2 Alta médica tras 545 días de baja

Cuando transcurre este plazo, el trabajador no puede estar más tiempo de baja y sólo quedan dos alternativas:

El INSS le dé el alta

Le proponga al trabajador una incapacidad permanente absoluta o total. 

Desarrollo del juicio de impugnación del alta médica

La tramitación de este tipo de juicio es rápida, debido a que se considera prioritario, la ley establece: que la vista se debe realizar después de los primeros cinco días de admitida la demanda, pero por lo general el Juzgado cita al trabajador en un plazo máximo de un mes.

Al juicio deben acudir el abogado del trabajador y el abogado de la mutua colaboradora o del INSS. En el juicio el abogado del trabajador ratifica la demanda presentada y el abogado de la mutua colaboradora o del INSS en ese mismo momento contesta de forma oral a la demanda, oponiéndose por los motivos que considere pertinentes.

A continuación los dos abogados expresarán de forma oral sus conclusiones y será visto para la sentencia impugnación alta médica. La sentencia será dictada en un plazo máximo de tres días contados a partir de la vista.

El abogado del trabajador recibirá la Sentencia impugnación alta médica, que estimará o no lo solicitado. En caso de que el alta médica sea ratificada no se podrá interponer un recurso de apelación, en caso contrario la sentencia condenará al INSS a reponer la prestación por incapacidad temporal.

Compartir:

¿Te ha gustado el artículo?

4.4/5 - (7 votos)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba