Delito de lesiones - Expertos en daños corporales

El delito de lesiones se produce cuando provocamos a una persona, un daño físico o psicológico intencionadamente lo cual viene regulado en el artículo 147 al 156 quinquies del Código Penal.

En el ámbito del derecho penal, pocas áreas generan más inquietudes y desafíos que el delito de lesiones. Como abogado penalista con años de experiencia, he tenido la oportunidad de enfrentar casos de lesiones en diversas circunstancias y complejidades.

En este texto, pretendemos darte conocimientos e indicaciones legales, para que no dudes en contactar con nuestros abogados especialistas en lesiones si las estás sufriendo.

¿En qué consiste el delito de lesiones?

En términos legales, las lesiones se refieren al daño causado a la integridad física o psicológica de una persona por la acción de otra. Estas lesiones pueden variar en gravedad, desde simples rasguños hasta lesiones graves que pueden tener consecuencias a largo plazo.

Para que se considere un delito de lesiones, generalmente se requiere que el agresor haya actuado de manera intencionada o negligente.

Tipos de lesiones

El delito de lesiones se subdivide en varias categorías, cada una con sus propios matices legales:

  1. Lesiones Leves: son aquellas en las que sin yo quererlo me encuentro en una situación, la cual me ocasiona un rasguño, cardenal o miedo no deseado, como puede ser un empujón y que me tiren al suelo .
  2. Lesiones Graves: son aquellas en las que tengo un daño prolongado en el tiempo, En este caso, las lesiones son más serias y pueden tener un impacto grave en la salud de la víctima. Esto puede incluir fracturas, quemaduras graves o lesiones internas o un esguince.
  3. Lesiones Graves con Agravantes: son aquellas en las que mi agresor hace uso de un arma blanca para provocarme una lesión, en una extremidad , pudiendo ocasionarme la muerte.
  4. Homicidio en Grado de Tentativa: son aquellas en las que las lesiones suponen un riesgo vital.

La importancia de la intención y la negligencia

Uno de los aspectos cruciales en los casos de lesiones es determinar si el agresor actuó con intención o negligencia. La intención implica un acto deliberado para causar daño, mientras que la negligencia se refiere a la falta de cuidado adecuado que resulta en daño involuntario.

Estos elementos son fundamentales para establecer la culpabilidad del acusado.

La defensa en casos de lesiones

Como abogado defensor, mi tarea es asegurarme de que se haga justicia. Esto incluye explorar todas las posibles defensas disponibles para mis clientes. Algunas defensas comunes en casos de lesiones incluyen la legítima defensa, la falta de pruebas concluyentes y la demostración de que el acusado actuó bajo coacción.

En resumen, el delito de lesiones es un área compleja del derecho penal que involucra una amplia gama de circunstancias y gravedades.

Como abogado, mi objetivo es garantizar que se respeten los derechos de mis clientes y que se siga el debido proceso legal. Entender la naturaleza de este delito es esencial tanto para abogados como para el público en general, ya que la justicia depende de un conocimiento sólido de nuestras leyes y sus aplicaciones.

Regulación del delito de lesiones

El delito de lesiones viene regulado en el artículo 147 y siguientes del Código Penal y dice lo siguiente:

1. El que, por cualquier medio o procedimiento, causare a otro una lesión que menoscabe su integridad corporal o su salud física o mental, será castigado, como reo del delito de lesiones con la pena de prisión de tres meses a tres años o multa de seis a doce meses, siempre que la lesión requiera objetivamente para su sanidad, además de una primera asistencia facultativa, tratamiento médico o quirúrgico. La simple vigilancia o seguimiento facultativo del curso de la lesión no se considerará tratamiento médico.

2. El que, por cualquier medio o procedimiento, causare a otro una lesión no incluida en el apartado anterior, será castigado con la pena de multa de uno a tres meses.

3. El que golpeare o maltratare de obra a otro sin causarle lesión, será castigado con la pena de multa de uno a dos meses.

4. Los delitos previstos en los dos apartados anteriores sólo serán perseguibles mediante denuncia de la persona agraviada o de su representante legal.

Artículo 147 CP

Siempre esa aconsejable estar bien asesorado por los mejores abogados penalistas Madrid, que le ayudará a aclarar todas tus dudas legales en este tipo de delitos contra las personas.

Delitos de lesiones psíquicas

Para que puedan producirse un delito de lesiones psíquicas, el menoscabo de la salud psíquica debe provenir de la lesión causada, es decir, es necesaria una lesión corporal.

En caso contrario, como ocurre con las agresiones sexuales, las alteraciones psíquicas ocasionadas quedarían consumidos dentro del artículo 178 del Código Penal por aplicación del artículo 8.3 CP, sin perjuicio de su valoración a efectos de responsabilidad civil:

El que atentare contra la libertad sexual de otra persona, utilizando violencia o intimidación, será castigado como responsable de agresión sexual con la pena de prisión de uno a cinco años.

Artículo 178 CP

Para poder calificar la comisión de un delito de lesiones se tienen que cumplir dos requisitos:

  • Elemento objetivo: la lesión causada a la víctima.
  • Elemento subjetivo: que exista ánimo de dolo o animus laedendi, es decir, ánimo querer lesionar con la finalidad de provocar un determinado resultado.

Las circunstancias a valorar respecto de un procedimiento de delito de lesiones  son:

  • Las relaciones existentes entre el autor y la víctima.
  • Las circunstancias en que se producen las lesiones.
  • Las manifestaciones del agresor.
  • La  personalidad del agresor y del agredido.

La doctrina jurisprudencial del Tribunal Supremo mantiene que no es necesario agresividad o violencia, admitiéndose para la posibilidad de lesiones por vía nutricia, contagio sexual o empleo de medios psicológicos.

Delito de lesiones: comisión por omisión

Por ejemplo, aquel que maltrató a su hija al no intervenir para guardar la integridad física de la niña. Esto es lo que habitualmente se denomina «delitos de comisión por omisión«, cuya conducta pasiva del padre produce el resultado lesivo.

Esto es debido a la obligación que tienen los padres de velar y de cuidar de sus hijos conforme regula el Código Civil.

Puede considerarse delito de lesiones:

  • Disparar a determinada persona.
  • Golpear a una persona en la cara con un instrumento.
  • Mordiscos, patadas, puñetazos.
  • Palizas.

No debe estimarse el delito de lesiones si existen dudas sobre su autoría al no quedar acreditar que existen elementos de prueba suficientes para considerar a determinada culpable de la presunta comisión delictiva.

Si las lesiones no requieren primera asistencia facultativa estaremos ante un delito leve de lesiones.

Aberratio ictus o error en el golpe

Se quiso herir a A y se lesionó a B. Que podría definirse como error en el objeto, en estos casos el error resulta irrelevante para la responsabilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Llámenos sin compromiso
Scroll al inicio