Concurso de acreedores express - La forma más fáci de superar una crisis en la empresa

El concurso de acreedores express: tramitación rápida

El concurso de acreedores express un procedimiento creado para las empresas que no cuentan con activos necesarios para mantener sus actividades o cubrir los gastos. Es un procedimiento parecido al concurso de acreedores, pero sin el proceso legal que por lo general es muy costoso para el empresario.

El concurso express es un procedimiento abreviado de acuerdo con lo establecido en la Ley Concursal. Con la implementación de este instrumento jurídico se puede lograr que en un mismo auto se haga la declaración y conclusión del concurso de acreedores.

¿Qué es el concurso de acreedores express?

Este instrumento jurídico es una modalidad del concurso de acreedores donde se abrevia el procedimiento. Con lo que se evitan los gastos que se originan por la tramitación del concurso de acreedores.

En este procedimiento es posible que en un mismo acto se declare el concurso y su conclusión. El concurso de acreedores express puede ser solicitado por una persona jurídica o física cuando no cuenta con los activos necesarios para un procedimiento concursal.

La regulación de este procedimiento se encuentra en el artículo 470 y siguientes de la Ley Concursal. La definición que le da la ley es que finaliza el concurso debido a insuficiencia de la masa activa en manera simultánea con la declaración.

El artículo 465 de la Ley Concursal establece que la insuficiencia de masa activa es una de las causas por las que finaliza el concurso. Según el mismo artículo el juez está facultado para dar por terminado el concurso en cualquier fase del procedimiento.

Lo cual se puede hacer cuando se compruebe que la masa activa es insuficiente para el pago de los gastos que origina el concurso.

¿Por qué iniciar un concurso de acreedores express?

El concurso de acreedores express es una buena opción para las empresas que no están en la capacidad de pagarle a sus acreedores ni seguir con sus operaciones. Esto por lo general sucede cuando la situación se hace insostenible, lo que significa gran riesgo para el empresario al haber adquirido una responsabilidad.

Debido a que, está obligado a pagar, porque si no tendrá que responder con sus bienes personales. El concurso de acreedores express se puede decir que es una salida para empresas que se encuentran en situación de insolvencia y que no tienen la capacidad económica de costear un largo proceso judicial.

Este procedimiento ha sido diseñado especialmente para empresas que siendo liquidadas su valor no satisface las deudas adquiridas. Este procedimiento es parecido al concurso de acreedores y las empresas recurren a él cuando no pueden cumplir con sus acreedores y tampoco con el procedimiento legal de un concurso.

El concurso express posibilita la extinción de la sociedad casi que de inmediato y no es necesario una liquidación de bienes. Pero sólo cuando el activo tenga un valor residual o sea inexistente.

El concurso de acreedores express es un procedimiento ideal para los emprendedores y empresarios. Que hayan creado un negocio con pocas infraestructuras, maquinarias o activos inmobiliarios. También es perfecto para las empresas que sus fondos hayan tenido un deterioro significativo.

Requisitos para iniciar el concurso de acreedores express

La Ley Concursal establece una serie de requisitos que se deben cumplir para iniciar y tener éxito en el concurso de acreedores express. Las condiciones con las que debe cumplirse son las siguientes:

El primer requisito que establece la ley es que la empresa no debe tener activos suficientes para satisfacer los créditos contra la masa. Para comprobarlo debe presentar todos los documentos necesarios para que el juez pueda apreciar la insolvencia y la insuficiencia o inexistencia de bienes.

La otra condición que debe cumplir es que no exista la posibilidad del reintegro de la masa del concurso. Este es un mecanismo para devolver al concurso derechos y bienes que hubieran salido del patrimonio del deudor antes de declararse el concurso, pero cuando posiblemente ya se encontraba en situación de insolvencia.

La ley concursal se refiere en este caso a operaciones efectuadas dentro de los dos años antes de la declaración del concurso.

El concurso no puede calificarse como culpable, lo cual ocurre cuando se determina que las causas de la insolvencia se deben a las acciones dolosas del deudor. Cuando esto ocurre el deudor tiene que asumir las responsabilidades administrativas ante sus acreedores y debe cumplir con lo establecido en la ley.

La última condición establecida para poder solicitar el concurso de acreedores express es que no existan relaciones laborales. Esto no se encuentra tipificado en ninguna normativa jurídica pero la existencia de trabajadores obliga a la tramitación del concurso. Esto se hace para obtener el Expediente de Regulación de Empleo concursal.

¿En qué consiste este procedimiento?

El procedimiento en el concurso de acreedores express comienza presentando la solicitud al juez de finalización del concurso debido a insuficiencia de la masa activa. Esta solicitud debe ser acompañada con los mismos documentos que se presentan con una solicitud de concurso de acreedores ordinaria.

En el procedimiento se debe justificar que no se cuenta con suficiencia masa activa para enfrentar los créditos contra la masa. Esto con la finalidad de que el juez pueda hacer una evaluación de la situación y determinar si aplica el artículo 470 de la Ley Concursal.

El juez tiene la facultad para determinar a partir de la documentación entregada que los bienes del deudor son insuficientes, para cumplir con los gastos que se originan en el concurso. Esta es la razón por lo que la buena fe es imprescindible para solicitar el concurso de acreedores express.

Cuando se determina que es posible el concurso express no se nombra administrador concursal. Esto permite que el juez dicte el auto y junto con la apertura del concurso, declare la finalización del mismo.

El auto es publicado en el Boletín Oficial y se establece un plazo para que los acreedores realicen la impugnación. En caso de no existir impugnaciones es considerado el auto de conclusión del concurso como firme.

Se envía al Registro Mercantil el mandamiento para la inscripción del cierre del concurso. Lo siguiente es la declaración de la extinción de la empresa y se procede a la cancelación en el Registro Mercantil.

El procedimiento del concurso de acreedores express sólo lleva un trámite, que consiste en la emisión del auto por parte del juez mercantil.

¿Cuánto tiempo tarda el procedimiento del concurso de acreedores express?

El procedimiento por lo general es bastante corto, tiene una duración promedio de 1 a 3 meses, esto va a depender de la carga de trabajo del juzgado. En este tiempo los funcionarios analizan los documentos financieros de la empresa para determinar si efectivamente su patrimonio es insuficiente para pagar a sus acreedores.

Para evitar que este proceso sea más largo de lo habitual, se recomienda cumplir con todos los requisitos. Para que en menos de 30 días se tenga la respuesta definitiva.

¿Qué sigue después que finaliza?

Cuando el concurso de acreedores express es aprobado por el juzgado la empresa es eliminada de todos los registros. No se puede hacer liquidación debido a que se determinó que no existía la cantidad de activos que se necesitaba para pagar a los acreedores.

El deudor no tendrá tampoco ninguna responsabilidad financiera, porque se determinó que cumplió con todos los requisitos establecidos en la ley. Esto hace que la empresa desaparezca de las diferentes asociaciones donde ha pertenecido y sus clientes tienen que buscar un nuevo proveedor.

¿Cuáles son las consecuencias?

Cuando se declara el concurso de acreedores express no se lleva a cabo la fase de calificación del concurso de acreedores. Por ello se pasa directamente a la conclusión del concurso por no tener suficiente masa activa.

Al cumplir en el concurso express con la obligación legal de declarar el deudor no tiene que declarar la situación de insolvencia. Con lo cual no tiene que ejercer su responsabilidad debido a la situación de insolvencia de la sociedad.

La declaración del concurso paraliza otros procesos originados por la situación de insolvencia. Como es la solicitud de declaración de concurso necesaria o una ejecución de apremios.

Cuando el auto del juez es firme, se inicia el proceso de extinción de la empresa y el deudor se beneficia con un proceso breve.

Las obligaciones legales del administrador de la empresa de presentar el concurso voluntario se dan por cumplidas.

Ventajas del Concurso de acreedores express

La primera ventaja para la empresa es que en el concurso express no interviene la figura del administrador concursal. Lo único que debe hacer el empresario es entregar los documentos que justifican el concurso para que el juzgado los analice.

En los juzgados disminuye la cantidad de concursos ordinarios, lo que alivia la carga de trabajo.

El empresario tiene la oportunidad de iniciar una nueva actividad comercial sin ningún tipo de problema.

El concurso de acreedores express tiene un coste bastante inferior al de un concurso de acreedores ordinario. Debido a que no existe la figura del administrador, la fase común, convenio y tampoco liquidación, el proceso tarda unas pocas semanas. Lo que permite que los costos disminuyan considerablemente.

Compartir:

¿Te ha gustado el artículo?

5/5 - (8 votos)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba